INTRODUCCIÓN A HISPANOAMÉRICA:
Breve repaso y tutorial para estudiantes
de español (nivel intermedio
)  





SIGLO XIX:  INDEPENDENCIA Y CRISIS
LISTA DE LECTURAS
(Pulsa sobre los títulos en rojo para ir al texto indicado.) 

Introducción

México

El sueño de Bolívar 

La liberación del Sur

El pacífico cambio de poder en el Brasil 
 
Guerra entre México y Estados Unidos (1846-1848)

El caudillismo y sus orígenes

Guerra de la Triple Alianza (1964-1870)

Guerra del Pacífico (1879-1883)

Guerra Hispanoamerican o Guerra del 98

Cuando hayas terminado todas las lecturas puedes completar los ejercicios de repaso.  Hay dos:
Ejercicio 1: Los movimientos de independencia
Ejercicio 2: El caudillismo y acciones bélicas del siglo19



INTRODUCCIÓN

El proceso de independencia de las colonias hispanoamericanas es largo y sangriento.  Tradicionalmente su comienzo se fija con el «Grito de Dolores» del sacerdote mexicano Miguel Hidalgo en 1810 y su término se halla a finales del siglo XIX con la Guerra Hispanoamericana o del 98.  Para leer acerca de los antecedentes de los movimientos de independencia pulsa aquí.

El año 1898 marca el fin de la era colonial en territorio español cuando Cuba se independiza y Puerto Rico y las Islas Filipinas pasan a ser protectorados de los Estados Unidos.  Se habla de esta época en términos de liberación, la ascendencia de la democracia y movimiento popular.  Hay que tener en cuenta que se trata de una lucha de criollos que buscan autonomía política y económica.  Los criollos tienen por meta la autodeterminación del territorio que consideran patria.  No se trata de un movimiento social que tiene por fin cambiar la infraestructura vigente.  Esto vendrá más tarde con la Revolución Mexicana (1910-1917) y sucesivas acciones insurgentes en Centro y Suramérica.  Los textos y enlaces que siguen enfocan el proceso hacia la independencia en las distintas regiones de Latinoamérica y las acciones bélicas que caracterizan la segunda mitad del siglo XIX.  

Volver a la lista de lecturas

MÉXICO

La independencia de México viene como consecuencia natural de las corrientes intelectuales y filosóficas del siglo XVIII que tuvieron resonancia en la declaración de independencia de los Estados Unidos y unos años más tarde la Revolución Francesa.  Seguramente la invasión napoleónica de México demostró la necesidad de liberarse totalmente del dominio europeo.  

Miguel Hidalgo y Costilla representa el prototipo del nuevo americano.  Es criollo, nacido en América y es un hombre educado quien utiliza sus conocimientos para desarrollar nuevas ideas relacionadas a la agricultura y la economía.  Su deseo es mejorar las condiciones sociales y económicas del país que considera patria, México.  Como sacerdote inicia también labores sociales para reducir la dependencia de los indígenas y mestizos en la buena voluntad de la Iglesia y la clase adinerada.  Estos tienen conocimientos de agricultura y de artesanía que se pueden utilizar para promover pequeñas industrias caseras.  Unos pocos meses después del famoso «Grito de Dolores» (Dolores es el nombre de la parroquia) el Padre Hidalgo hace una declaración en contra de la esclavitud.

Para leer más acerca del Padre Hidalgo pulsa aquí.    

Volver a la lista de lecturas

EL SUEÑO DE BOLÍVAR
Simón Bolívar es tal vez la figura más importante de los movimientos de independencia en Hispanoamérica.  Es un arquetipo que representa las ideas vigentes de la época, el deseo de buscar otra política y otra filosofía que correspondan a la realidad americana.  Comprende muy bien la necesidad de forjar una nueva identidad, la identidad de una sociedad criolla y mestiza donde los tradicionales conceptos de nacionalidad y raza se adapten a la actualidad.

Pese a sus buenas intuiciones, como hombre político Bolívar fracasa en su intento de encabezar una confederación de estados americanos. 

Para leer una biografía detallada sobre Bolívar, pulsa aquí.  

Prolífico escritor, Bolívar ha dejado muchos documentos para estudiar la trayectoria de su carrera militar y política y su desarrollo ideológico.  

De particular interés son 


LA LIBERACIÓN DEL SUR
La expulsión del virrey después de una sesión del cabildo de Buenos Aires el 25 de mayo de 1810 señala el comienzo de la liberación del sur.  La alianza entre intelectuales y militares logra diseminar el espíritu revolucionario desde la base porteña hasta Potosí en el altiplano peruano.   El Sur también tiene su libertador, José de San Martín, oficial del ejército argentino. Éste decide intentar lo imposible, atravesar los Andes para unirse con su aliado, Bernardo O'Higgins en Chile.  La batalla de Chacabuco en febrero de 1817 lleva a una victoria decisiva.  Sólo queda por liberar el norte andino. 

La campaña de Perú se inicia en septiembre de 1820 y termina un año más tarde cuando San Martín entra victorioso en la capital para declarar la independencia de Perú.  

La independencia del cono sur y la zona andina produce unas cuantas repúblicas que carecen de una estructura para hacer prevalecer la democracia.  Como las repúblicas de México, Centroamérica y el Caribe, las del sur dependen económicamente de la exportación de materias primas -- minerales y productos agrícolas.  Hay dicotomías que dividen los pueblos -- las urbanizaciones tienen intereses y necesidades muy diferentes a los de las zonas rurales; persiste una marcada jerarquía en la estructura social; perseveran las costumbres y lenguas de las comunidades indígenas.  El proceso de liberación deja pendiente la cuestión de fronteras nacionales que tendrá como consecuencia actos de guerra entre países vecinos hasta el presente.  No sorprende la fragilidad de los gobiernos de la época postindependentista y el alzamiento de los caudillos.



EL PACÍFICO CAMBIO DEL PODER EN EL BRASIL
En contraste con las luchas violentas del territorio español vecino, en el Brasil se produjo un traslado de poder que minimizó la necesidad de intervenciones armadas para conseguir el cambio deseado en la estructura gobernante.  Ante la amenaza de una invasión napoleónica de Portugal el príncipe regente Don João decidió en 1808 establecer en Brasil una corte que pudiera  funcionar como la corona en exilio en caso de un estado de sitio en Lisboa.  Al morir la Reina Doña María I en 1821, Don João volvió a Portugal para asumir el poder como rey Don João VI.  Sin embargo, Don João VI dejó a su hijo Pedro (retrato arriba) el cargo de representar la corona portuguesa en territorio brasileño.  Un año más tarde a orillas del Ipiranga el príncipe declara la independencia del Brasil.  Como primer gobernante de este país lleva el título honorífico de Emperador Don Pedro I     
Volver a la lista de lecturas

LA GUERRA ENTRE MÉXICO Y ESTADOS UNIDOS (1846-1848)
Con la elección de James K. Polk a la presidencia de Estados Unidos en 1844 se encrudece la rivalidad entre México y Estados Unidos en cuanto al territorio limitado al sur por Tejas y al oeste por California.  En 1846 se envían tropas estadounidenses a la frontera entre Tejas y México.  Para los mexicanos la anexión de Tejas por estas fuerzas de ocupación se veía como una declaración de guerra.  En abril de 1846 soldados mexicanos cruzan el río para atacar las tropas estadounidenses. En consecuencia el congreso estadounidense declara la guerra contra México.  La guerra dura apenas unos meses y termina con la llegada de las tropas del Gneral Winfield Scott a la Ciudad de México en septiembre de 1847.  El conflicto mexicano/estadounidense termina con el Tratado de Guadalupe Hidalgo  firmado en febrero de 1848 según el cual México concede los territorios que actualmente conforman California, Arizona, Nuevo México y Tejas además de partes de Utah, Nevada y Colorado.  La presencia mexicana permanece en los topónimos o nombres geográficos y la cultura y lengua de los habitantes.

Para leer más acerca de la actitud mexicana hacia la invasión de Estados Unidos en 1846 pulsa aquí.

EL CAUDILLISMO Y SUS ORÍGENES

Al terminar las luchas de liberación las grandes divisiones sociales del territorio  latinoamericano se pusieron en relieve.  Las nuevas repúblicas requerían la participación y la colaboración de una ciudadanía provista de buena educación, vivienda, comida suficiente y acceso a servicio médico.  Faltando estos elementos imprescindibles para el apoyo de un gobierno democrático los primeros gobernantes fueron derrocados uno por uno y en su lugar se impusieron los caudillos; muchos de ellos surgieron de la masa de soldados que se habían distinguido en el combate contra España. 

Sigue los enlaces para leer más acerca de algunos de los que  representan el culto al individuo y el gobierno del más fuerte:

José Gervasio Artigas (Uruguay)
Antonio López de Santa Anna (México)
Juan Facundo Quiroga (Argentina)  
José Gaspar Rodríguez de Francia  (Paraguay)
Juan Manuel de Rosas (Argentina)


LA GUERRA DE LA TRIPLE ALIANZA (1864-1870)
La Guerra de la Triple Alianza (también llamada Guerra del Paraguay) tiene sus orígenes en las luchas territoriales entre Paraguay y sus vecinos -- Argentina, Uruguay y Brasil.  Para la nación paraguaya fue una una guerra de exterminio que resultó en la pérdida de un porcentaje muy elevado de ciudadanos.  Además, Paraguay perdió casi la mitad del territorio nacional al ceder a la Argentina el territorio que corresponde a las provincias de Corrientes y Misiones hoy; junto con otros territorios entregados al Brasil.
Existe una extensa documentación de esta guerra -- fotografías, informes en periódicos  (sobre todo en El Centinela), diarios y descripciones noveladas.  La colección fotográfica Paraguay de Antes ofrece una buena selección de fotografías de la época, pinturas y grabados, páginas de El Centinela y mapas.  Pulsa aquí para ir al sitio web y después elige "Guerra del 70" del menú.  
Esta guerra y la Guerra del Chaco (1932-1935) dejaron una huella indelible en la historia de esta pequeña nación que ha perdido a tantos ciudadanos en acciones de guerra.


LA GUERRA HISPANOAMERICANA O GUERRA DEL 98
Library of Congress, Prints and Photographs Division
«Remember the Maine» fue el grito de guerra de Estados Unidos en 1898, así aludiéndose a la explosión del barco de guerra que se había enviado al puerto de la Habana.   La historia de la guerra entre Estados Unidos y España se puede ver desde tres puntos de vista -- la estadounidense, la española y la de los territorios liberados, a saber, Cuba, Puerto Rico y las Islas Filipinas.
La decisión de Estados Unidos, según la "prensa amarilla" se justificaba como retribución por el acto de sabotaje cometido por los españoles.  Para ver algunas de las páginas titulares de la época, pulsa aquí.  Los titulares demuestran muy a las claras la sed de guerra que se sentía en Estados Unidos.  Algunos de los titulares se refieren al masacre que ocurrió en las Islas Filipinas, acontecimiento que dejó a muchos en duda sobre las intenciones del gobierno estadounidense.  El problema en Filipinas empezó con la destrucción de la flota española en Manila y culminó en una guerra contra el independentista filipino, Emilio Aguinaldo.  Al verse perder la posibilidad de un estado libro para las Islas Filipinas, Aguinaldo dirigió una guerrilla contra las tropas estadounidenses.  Estas acciones bélicas continuaron hasta 1901 cuando Aguinaldo reconoció la autoridad de Estados Unidos.  La independencia filipina quedó postergada hasta 1946.  Los tres años de lucha produjeron unas 200,000 vícitimas entre la población civil de las Filipinas.
Para los españoles, la declaración de guerra de los Estados Unidos correspondía a un acto de provocación, la creación de un pretexto para emprender la guerra.   Investigaciones en los últimos años apoyan la perspectiva española -- la explosión del Maine fue un acontecimiento improvisto y accidental.  Las luchas de independencia en Cuba habían empezado años atrás, en 1868, y seguían vigentes cuando ocurrió la tragedia del Maine.  Durante el período 1895 a 1898 surgieron los héroes nacionales José Martí, Antonio Maceo y Máximo Gómez.  España sabía que tarde o temprano Cuba lograría independizar y así España perdería control sobre un territorio que era muy importante económicamente, sede de la industria tabacalera y azucarera. El dominio estadounidense, siguiendo los pasos del destino manifiesto, se había extendido al Caribe.

La visión de Cuba y Puerto Rico hacia la Guerra del 98 es ambivalente. Por un lado la liberación del dominio español se ve positivamente pero, a cambio, se lamenta el sacrificio de la independencia económica y la identidad cultural, especialmente en el caso de Puerto Rico.  Ambos territorios pasaron a la hegemonía económica y cultural estadounidense. Cuba era libre en nombre pero dependía de Estados Unidos para sobrevivir económicamente.  Esta dependencia duró hasta la Revolución de1959. Puerto Rico, por otro lado, continuó bajo la tutela de Estados Unidos.  

Este artículo de Rosario Ferré presenta una posición conciliatoria; es partidiaria de la "estadidad" de Puerto Rico pero reconoce el valor de conservar la lengua y la cultura puertorriqueñas.
Pulsa aquí para ir a las preguntas de repaso.

Volver  a la página principal

FIN DE ESTA SECCIÓN